Implantes dentales

Los implantes dentales son, a día de hoy, una de las mejores soluciones ante la pérdida de una o varias piezas dentales. Un implante dental es como una raíz artificial que se coloca en el hueso ante la falta-ausencia del diente natural. Los implantes dentales son tornillos de titanio que son colocados mediante una intervención quirúrgica menor en el hueso maxilar sustituyendo a la raíz del diente ausente. Posteriormente sobre ellos se coloca la restauración que consiste normalmente en una corona hecha a medida que tiene el aspecto y la función del diente natural.

El método seguido para una cirugía de implante dental depende del tipo de implante y del estado de la mandíbula. La cirugía de implante dental puede abarcar varios procedimientos. El principal beneficio de los implantes es un soporte sólido para todos dientes nuevos, un proceso que requiere que el hueso se cicatrice fuertemente alrededor del implante. Debido a que esta cicatrización ósea lleva tiempo, el proceso puede llevar varios meses.

Para algunas personas, las prótesis removibles ordinarias resultan incómodas porque les producen irritaciones, tienen bordes demasiado estrechos o provocan nauseas. Además, los puentes tradicionales deben sujetarse a los dientes de ambos lados del espacio vacío. Una ventaja de los implantes es que no es necesario desgastar los dientes adyacentes para que sostengan a los dientes de reemplazo.

Para recibir implantes, es necesario tener encías sanas y hueso adecuado que soporte el implante. El paciente además debe asumir el compromiso de mantener sanas estas estructuras. La higiene bucal meticulosa y las visitas regulares odontológicas son esenciales para que los implantes dentales sean exitosos a largo plazo.

Los implantes son más costosos que otros métodos de reemplazo de piezas dentales. La duración de un implante dental suele oscilar entre 15 y 20 años pero depende de su ubicación y la conducta del paciente respecto a la higiene bucal y las visitas odontológicas.

Implantes dentales

El estudio implantológico

El primer paso a realizar a la hora de planificar un implante es llevar a cabo un examen completo de la boca. Para ellos nuestros especialistas en implantología realizarán diversos tipos de pruebas, como radiografías intraorales, fotografías y un tac dental de calidad.

Con la evaluación de toda la información obtenida somos capaces de conocer con exactitud cómo se encuentran las estructuras óseas de cada paciente.

Posteriormente al diagnóstico inicial nuestro especialista en implantología planifica el mejor tratamiento a realizar.

Si existe cualquier problema en la salud de tu boca como caries, gingivitis, periodontitis serán tratadas por nuestro equipo de especialistas.

En función de diferentes factores en nuestra clínica dental Crespí & Gandía recomendamos diferente tipos de implantes. Gracias a los avances tecnológicos el proceso de implantología es muy predecible, efectivo, duradero y rápido. Esto nos permite realizar cada tratamiento de forma personalizada y con los mejores resultados.

La cirugía de implantes

Generalmente los implantes dentales se llevan a cabo con el uso de anestesia local, pero además en la clínica Crespí & Gandía ofrecemos la posibilidad de realizar la sedación consciente que permitirá que el paciente se encuentre en un estado de total relajación durante toda la intervención. Con la boca perfectamente reconstruida programaremos visitas periódicas a nuestra clínica. Así podemos llevar un control completo del proceso de osteointegración, asegurándonos de que todo el tratamiento ha sido llevado a cabo de una forma exitosa.

Materiales de un implante

Al tener que introducirse en la encía y adherirse al hueso maxilar los implantes han de ser de materiales biocompatibles que no generen rechazo del cuerpo sobre el implante dental. Actualmente se utilizan dos materiales, el titanio y el zirconio. Ambos con características diferentes. El titanio es un metal y el zirconio una cerámica. Respecto a los implantes de titanio los de zirconio tienen las siguientes ventajas:

  • Elevada estética
  • Fácil inserción
  • Color similar al diente natural
  • Elevada resistencia
  • Boca libre de metales
  • Mínima adherencia de la placa bacteriana

Tipos de implantes dentales

Implantes dentales osteointegrados

El implante se fusiona con el hueso mandibular, se osteointegra, proporcionando un soporte estable para los dientes artificiales. Las prótesis y los puentes colocados sobre los implantes no se deslizan ni se desplazan en la boca, lo cual es una ventaja especialmente importante para la masticación y el habla. Esta adaptación ayuda a que las prótesis y los puentes (así como las coronas individuales colocadas sobre los implantes) sean más naturales que los convencionales.

Los implantes dentales osteointegrados se anclan en el hueso alveolar de la mándibula o maxilar con el fin de conseguir su osteointegración.

Para realizar este tipo de implantes utilizamos la tecnología CAD-CAM la cual nos permite crear las piezas dentales con un programa de ordenador que las diseña con las medidas exactas y las características únicas de cada uno de nuestros pacientes.

Las siglas de CAD-CAM son la abreviación en inglés del diseño y fabricación asistidos por el ordenador.

Esta tecnología nos permite desde el escaneado y la planificación al fresado y colocación del implante, hasta el concepto de Immediate Smile, un completo sistema 3D para un tratamento con implantes dentales preciso y predecible.

Implantes dentales

Microimplantes dentales

En la clínica dental Crespí & Gandía nos mantenemos constantemente actualizados por ello podemos ofrecerte también la opción de los microimplantes dentales.

Esta solución es recomendada también para los pacientes que presentan problemas o carencia de hueso. Los avances en implantología dental llegan a la Clínica . Los microimplantes dentales son piezas de titanio, biocompatibles y seguras, más cortas y finas que los implantes tradicionales. Gracias a ello podemos restaurar las sonrisas de pacientes con mala calidad de hueso.

Actualmente con los avances técnicos podemos tratar de otra forma el problema de la carencia o reabsorción de ósea del hueso maxilar.

Con los implantes cigomáticos nuestros doctores pueden anclar las piezas de titanio al hueso cigomático, que jamás se reabsorbe. Esta técnica se ha convertido en una buena alternativa para aquellas personas que han perdido gran parte de sus dientes.

Implantes sin hueso

En aquellos casos en los que la altura ósea en el maxilar superior no es suficiente para la colocación de los implantes dentales, existen varias opciones como el injerto en el seno maxilar.

Existen también otras opciones más innovadoras como la regeneración ósea guiada( ROG), con plasma rico en factores de crecimiento, o la regeneración de los tejidos duros mediante la realización de autoinjertos y xenoinjertos.

En la clínica dental Crespí & Gandía cuando existe carencia de hueso optamos por la opción de un injerto de hueso dental con la tecnología más avanzada y segura.

Actualmente con los avances técnicos podemos tratar de otra forma el problema de la carencia o reabsorción de ósea del hueso maxilar.

Con los implantes cigomáticos nuestros doctores pueden anclar las piezas de titanio al hueso cigomático, que jamás se reabsorbe. Esta técnica se ha convertido en una buena alternativa para aquellas personas que han perdido gran parte de sus dientes.

Primera Visita Gratuita

Conoce todas las posibilidades a tu alcance y mejora tu sonrisa, consigue recuperar tu estilo de vida y tu salud. La primera visita es gratuita y podremos hacer una valoración completa de tu caso para que tomes la mejor decisión posible.

Reserva una cita
Monitor OK